Pronóstico de Tutiempo.net
Quilmes : La Justicia lo dejó en libertad, los familiares del muerto provocaron incidentes y destrozos, hubo detenidos

Prefecto mató a joven, que junto a otros dos,intentaron robarle

Elradardelsur.tv : 29/08/2015

Los hechos se desencadenaron ayer alrededor de las 9 hs, en República del Líbano y Elustondo de Quilmes Oeste, al sur del gran Buenos Aires.
Un prefecto fue abordado por tres sujetos que intentaron robarle, el efectivo logró extraer su arma reglamentaria para defenderse y mató a uno de los malvivientes. 
La policía aprehendió a los otros dos, quienes contaban con antecedentes penales, uno de los cuales era menor de edad. 
El fallecido fue identificado como Marcos Acuña (20) que se domiciliaba en las calles  República del Líbano y Mosconi.
Familiares del muerto, que llegaron al lugar, expresaban a viva voz, que era de esperar este final ya que el joven era adicto y andaba en malos pasos. La suegra de Acuña, increpó a uno de los  hermanos gritando que él era un ladrón rastrero, y  quien llevaba a Marcos a robar, a lo que el sujeto respondió, ante la mirada atónita de todos los que estaban presentes,  si!!! Soy chorro y que
 El prefecto fue dejado en libertad al considerar que actuó en legítima defensa.
Según los investigadores los sujetos momentos antes habrían intentaron robar a un policía de la metropolitana, quien se identificó como tal y los malvivientes huyeron.
En horas de la tarde familiares y amigos de Marcos Acuña, quienes decían que el joven había sido victima de gatillo fácil, cortaron la Avenida Calchaquí, mediante la quema de gomas. 
Estas personas intentaron provocar  daños sobre un domicilio ubicado en las cercanías creyendo que era la casa del prefecto, cosa evitada por efectivos policiales que todavía se encontraban realizando tareas judiciales.
Varios de los integrantes de esta manifestación, irrumpieron en una gomería de la zona y robaron varias cubiertas que se encontraban a la venta, y las quemaron.
 Luego volvieron  a arremeter contra la misma propiedad, al mismo tiempo arrojaron piedras y palos contra los uniformados, ocasionándose allí una tensa situación de contención, la que finalizó con la aprehensión de varios manifestantes.